MANEJO Y CONTROL DE MOSCAS DE LA FRUTA 

A. GENERALIDADES 

A.l. INTRODUCCIÓN:
El cultivo de frutales es un rubro importante dentro del sector agrícola de nuestro país. En la Región Interandina los principales productos son mora, pepino dulce, tomate de árbol y uvilla, cuyas superficies de cultivo se han incrementado, extendiéndose a zonas donde anteriormente se solía cultivar maíz y varias hortalizas; la manzana, el durazno y otros caducifolios se mantienen, aunque se han reducido las áreas de cultivo. En la Costa, son importantes cultivos de mango, melón, maracuyá, papaya y sandía, entre otros.

Debido a esta situación, se ha puesto a disponibilidad de las "moscas de la fruta" nuevas áreas de cultivo y mayor cantidad de alimento, rompiendo los mecanismos naturales de regulación de poblaciones, ocasionando un incremento de estas plagas y su daño.

Los daños directos de las moscas de la fruta son destrucción de la pulpa, disminución de su valor, facilidad al ataque de patógenos y disminución de la producción de fruta. De manera indirecta ocasionan incremento de costos de producción por la aplicación de medidas de control, gastos en investigación para el desarrollo de tecnología de control, afectan el comercio nacional y restringen el ingreso a mercados internacionales, ya que varias especies son de interés cuarentenario para países importadores de fruta fresca.

En algunos casos estas plagas destruyen la cosecha de frutas, lo que preocupa sobre manera a fruticultores, investigadores y profesionales agrícolas.

Considerando la importancia que representan las moscas de la fruta para el sector agrícola, la presente publicación tiene como propósito orientar a fruticultores y a todo personal involucrado en la producción Vilatuña, J., D. Sandoval y J. Tigrero 2 de frutales, en el conocimiento de estas plagas, técnicas de monitoreo y técnicas de manejo y control de las mismas.